Malasaña, un barrio de contrastes: Modernidad, tradición y DOLINA

Malasaña: Un lugar de contrastes a 5 minutos de la Gran Vía madrileña.
La Trufería
Teatros, bares, pub’s, tiendas vintage, restaurantes centenarios forman parte de la oferta de este barrio que nunca duerme. No es raro cruzarse por su calles o codearse en alguno de sus locales con personajes famosos o cruzarse con su propio héroe local “Malasaña Man” ataviado con mallas y capa al más puro estilo “Factoria Marvel” 🙂

En este lugar en el que ahora se han asentado jóvenes diseñadores y artistas que se mezclan con las familias de toda la vida, existe un lugar que si Willy Wonka paseara por sus calles no podría pasar por alto.

Hablamos de La Trufería, una pequeña tienda donde cada rincón refleja el carácter singular de sus dueños: Edi y Ana. Ambos abandonaron otras ocupaciones para dedicarse en cuerpo y alma  a lo que saben hacer mejor, las trufas artesanas.

Los sabores de las mismas son tan particulares como el barrio: wasabi, picante, frutas exóticas, ….

Por supuesto, del olor no decimos nada, ya que os lo podéis imaginar. Ese olor a tienda de barrio a la que acudías de niño con tu familia a comprar algo “sano, exclusivo, bueno y rico”. Aquí se nos acaban los adjetivos!

Además de las trufas,  disponen de una amplia oferta de chocolates belgas, bombones manchegos de La Casita de los Bombones (todo un descubrimiento!) y por supuesto contemplando diversas opciones para celiacos y diabéticos, muy de agradecer en los tiempos que corren 🙂

Otro de los detalles (y recordad que muchas veces en los pequeños detalles está la gran diferencia) es la decoración pop-art (creada por Edi y Ana) que adorna el local, así como las diferentes antigüedades que salpican cada rincón de este apetecible lugar.

Hace unas semanas recibimos la llamada de Ana interesándose por nuestra Cerveza Artesana DOLINA.

La empatía fue total. Los comienzos siempre son complicados y lo nuevo y arriesgado necesita amigos. Los amigos de La Trufería son nuestro primer punto de venta en Madrid. Y como todo “lo primero” seguro que nos deja una huella que mantendremos siempre en el recuerdo.

En línea con el concepto de “DESCUBRIR” que es el “leitmotiv” de DOLINA, os invito a pasar por La Trufería, degustar cualquiera de sus productos y por supuesto “descubrir” el resultado de la pregunta “¿Teneis DOLINA?“.

D

 

 

¡Corre la voz!